MI CARRITO (0) - $0.00

  • No tiene productos en su carrito de compras.
PRODUCTOS DESTACADOS
10
OCT

Cabris Corner - Errores comunes para un jugador de MTG

Sabri nos trae un compilado de algunos errores que no solemos ver cuando estamos jugando y que es importante corregir para crecer como jugadores.
Quizás ya hayan escuchado el dicho “errar es humano y jugar azul es de ….” (claro que esa última parte es poco conocida). Siempre que alguien comienza a jugar Magic, aprende que el juego es una mezcla entre tomar decisiones, contar cartas y saber usar apropiadamente los recursos. Equivocarse es una parte natural y fundamental del juego, ya que, como todo en la vida, en muchos casos a partir de esas equivocaciones podemos aprender y también enseñar, así como del conocimiento o aprendizaje colectivo. Nadie nace aprendiendo y es así como, a través de la prueba y el error, nos vamos forjando en ser mejores jugadores.

Todos cometemos fallas; algunas son imperceptibles para cualquier persona dentro del juego, mientras que otras son muy evidentes, y nadie está exento de encontrarlas.

A continuación menciono algunos errores que suelen suceder, ya sea al jugador que recién comienza o al jugador avanzado que cree conocerlas todas:


Sobrevalorar criaturas: A veces uno piensa que una criatura que tiene una rareza mayor tiene que ser conservada y no ser intercambiada fácilmente. Si bien esto es cierto la mayoría de las veces, tenemos que recordar que las criaturas al fin y al cabo son recursos que en algún punto del juego vamos a tener que intercambiar o sacrificar para poder ganarlo. Nuestro objetivo es ganar el juego y no conservar las cartas de más valor en el campo. No tenemos que no bloquear con nuestra “mítica foil” a su común 1/1 deathtouch si ese bloqueo nos puede dar el juego el próximo turno o nos garantiza no perderlo.

No multibloquear: Especialmente en limitado, las criaturas y los combat tricks se tradean como moneda corriente. Es por eso que hay que saber leer cuando nuestro oponente tiene un truco de combate que puede hacer que nuestro bloqueo de 1x1 quede en un estado desfavorable para nosotros y, al doblebloquear, si no hay truco de combate por lo menos nos habremos mantenido a salvo. Por ejemplo, en mi último draft de Ixalan mi oponente tenía un 4/3 en el campo de batalla que cuando muere me da dos tokens de Tesoro que yo necesitaba , y yo tenía una 3/3 y un a 2/2. Lo que hice en ese caso fue decidir doblebloquear para asegurarme la muerte del 4/3, jugando alrededor de un truco de combate que hace -1/-1 y +1/+1 (Swashbuckling). A veces bloquear de la manera correcta o tradicional te garantiza no matar a la criatura del oponente.
Skulduggery_EN_HRR%20copy.png" alt="" align="none">

Usar nuestro removal de una forma inadecuada: Quizás cuando vemos que nuestro oponente juega alguna amenaza nuestro primer instinto es removerlo del campo de batalla, pero sabemos que en formatos como limitado el removal se debe conservar para esas criaturas que de verdad nos pueden matar. Sin otras palabras recordemos siempre no matar lo primero que veamos, sino matar lo primero que nos mata.

Jugar sin un plan: Siempre que arranques una nueva partida, desde el momento en donde decides con qué mano quedarte, mira siempre cómo son tus primeros turnos, cuál es tu plan de ataque, cuáles son las cartas que puedes llegar a robar en los turnos siguientes, cómo va a responder tu deck, cuáles son tus formas de ganar. Esto es algo que muchas personas pasan por alto, y un plan de ataque puede darte el juego en ocasiones, en especial si puedes planificarlo por adelantado.


Intercambiar nuestras criaturas sin ninguna razón: Tenemos que también tener en cuenta que la vida es un recurso que nos da en el juego y, a veces, perder un poco de la misma por mantener una de nuestras criaturas vale la pena. Sobrevaloramos nuestro total de vida y olvidamos que no morimos hasta llegar a 0 (habrá ocasiones donde inclusive puedes seguir vivo teniendo vida negativa, pero eso es otra cosa), también en casos del MOL no hemos perdido hasta que termine el juego. Yo por ejemplo gané una partida con un segundo en el reloj de MOL y varias partidas las he ganado en 1 de vida. Nuestra vida es un recurso y tenemos que saber aprovecharlo y distribuirlo. A veces nos concentramos tanto en el aquí y el ahora que no vemos hacia el final del camino, solo nos importa la situación del juego y el estado del tablero como está y no como puede llegar a cambiar.

Dar información adicional: Tuve la oportunidad de participar en el Open House de Magic e instruir a algunos jugadores que recién empiezan, y les hablé de lo importante que es no jugar una criatura que no tenga un impacto pre combate en el juego en su primera fase principal, ya que muchos jugadores tienden a hacer eso, y así le están dando información a su oponente. Por ejemplo, si yo no juego una criatura en mi primera fase principal y la dejo en mi mano, puedo estar diciendo que tengo un truco de combate y mi oponente puede jugárselas o dejar que el daño pase y luego jugar mi criatura. Claro que esto no aplica a criaturas o hechizos que tengan un efecto inmediato en el campo de batalla antes del combate, como tapear todas las criaturas.


Sobre sideboardear: Cuando tenemos un match contra el cual tenemos desventaja, podemos compensar la diferencia gracias a nuestro sideboard. Pero a veces tendemos a intercambiar todo nuestro side por cartas del main,  lo que nos deja muy a la defensiva, sin un segundo plan de ataque. Luego tenemos que ver cómo ganar el juego y no tenemos forma. Es por eso que a veces las cartas que sideboardeamos cambian muchísimo si estamos empezando el juego o robando primeros. Doy otro ejemplo: yo juego Pummeler en Standard y uno de mis planes de sideboard es pasarme a una estrategia más midrange, sacando el combo, pero, cuando meto muchas cartas para responder a mi oponente, no tengo formas de plantear un ataque ofensivo y me quedo pegando con Servants. Es por eso que hay que saber cuál de nuestras cartas en el sideboard es la más efectiva contra nuestro oponente.

Tierras: Esto quizás tiene más relevancia en limitado, pero es muy importante saber exactamente qué numero de tierras tenemos que jugar, ya que nuestra curva, aceleradores y demás serán los indicadores que nos van a guiar en esa decisión. Tenemos que tener esto en cuenta ya que uno nunca quiere quedarse con muy pocas o muchas y luego lamentarse por haber perdido.

Mulliganear: Dicen que este skill es el más importante y es el que hace buenos jugadores, muchas veces me dijeron que una mano mala de 7 cartas es peor que una buena mano de 6 con scry. Nunca nos tenemos que aferrar a nuestra mano, y saber cuándo intercambiarla es una habilidad que se construye solamente con el tiempo y la práctica.

Confiar demasiado: No digo que confiar sea malo, pero depende mucho de contra quién juguemos, qué tipo de torneo sea y cómo nos sintamos cada uno de nosotros con respecto al juego. Confiar en lo que dice nuestro oponente está bien, pero es nuestro deber como jugadores estar al tanto de las reglas y de las cartas que se juegan y, si no sabemos lo que hace alguna de ellas, tenemos la herramienta de llamar a un juez para que resuelva estas dudas, a lo sumo ellos nos dirán lo mismo que ya escuchamos, pero así tenemos la seguridad de que en verdad es así, y, en el caso de no serlo, lo corregirán. Esto es algo que he visto demasiado, especialmente en jugadores nuevos, y puede salir bien como puede salir mal. De nuevo, es como en la vida, démosle nuestra confianza a las personas que de verdad se lo merecen.

Esos son solo algunos de los errores que me han pasado, y seguramente a ti, lector, y de estos habrán muchos más. ¿Cuál se les ocurre?